Home / Territori / Aragó / Valoración de los resultados de las elecciones del 24M

Valoración de los resultados de las elecciones del 24M

    entrada_eleccionesPuyalón de Cuchas valora muy positivamente el resultado de las últimas elecciones nacionales y locales.

    La izquierda soberanista aragonesa desea mostrar a sus simpatizantes y a la ciudadanía en general, su satisfacción por el escenario de cambio que se dibuja tras el 24M. Uno de los tradicionales objetivos estratégicos de la izquierda soberanista aragonesa ha sido el derribo del régimen del 78 y de las infraestructuras políticas que lo sustentan. Año tras año, cita tras cita con las urnas, el mensaje que lanza el pueblo trabajador aragonés se hace más nítido. En las últimas elecciones el varapalo sufrido por los partidos afines al régimen ha sido incluso mayor que en las pasadas elecciones europeas.

    Este escenario es posible por la variedad y profundidad de las luchas protagonizadas por una clase y una juventud que sufre en sus carnes las dentelladas de ésta fase del capitalismo que ellos prefieren llamar crisis. Han sido ejemplo sectores enteros (servicios sociales, educación, vivienda…) de como las luchas, cuando son sostenidas y con objetivos definidos acaban cristalizando en lo político.

    Ha sido también imprescindible la madurez, la altura de miras, la responsabilidad histórica y la generosidad, especialmente de la izquierda soberanista aragonesa, pero no solo de ella. Múltiples procesos, en lo local y en lo nacional, de Unidad Popular han revitalizado a la izquierda de nuestro país. Pese a que ha habido sectores que han obstaculizado el avance de las confluencias, es justo reconocer esas mismas cualidades que achacamos a Puyalón de Cuchas a las compañeras de IU, Podemos, EQUO, a los sectores ciudadanistas, activistas independientes y a todas aquellas personas que han posibilitado unos resultados electorales que no dudamos en calificar de históricos.

    La expresión política del régimen económico (materializada en el PP), con todo su aparato mediático, todas sus malas artes y todas sus redes clientelares, ha visto como la inmensa mayoría de la población aragonesa se niega a dejarse gobernar por ella. Tormentas inesperadas agitan los despachos de los portavoces de la burguesía.

    La vieja y trasnochada progresía afín a la especulación y al ladrillo que representa al PSOE solo puede explicar su raquíticos resultados electorales al mal uso de la terminología, a una campaña de imagen destinada a confundir a los ingenuos, y al viejo pensamiento bipartidista que aún se niega a desaparecer. Pese a ello, no deben los burócratas del PSOE estar todo lo tristes que deberían, puesto que obviamente se han beneficiado del voto de castigo al PP otorgándoles una representación que no se merecen.

    Mención aparte para los resultados de CHA. En un lento pero seguro declive que empezó hace ya más de una década, el número de votos hacía la opción del aragonesismo izquierdista tibio es ya inferior al de 1995. Nos hace eso leer que no es el camino más acertado el adoptado por la actual dirección de Chunta. Pese haber sido invitados en numerosísimas ocasiones a todos los procesos de Unidad Popular que se han desarrollado en el último año, su autismo y sectarismo político, les llevaron a rechazar la asistencia. En todo caso, a Puyalón le preocupa el retroceso del voto puramente aragonesista que representa Chunta. Un mensaje claro para esta formación, no se es más aragonesista yendo solo, ni se difumina una identidad por confluir en procesos de unidad popular.

    La lectura más importante que de éstas elecciones se puede extraer es que es la Unidad Popular y no los personalismos ni sectarismos, la que genera el motor de cambio en la sociedad. Es la Unidad Popular la que ilusiona, moviliza, convence y triunfa en las urnas. Creemos desde Puyalón que es éste el camino, no solo para paliar la situación de emergencia social que vive nuestro país, sino para la consecución de la soberanía nacional y social plena, que es nuestro objetivo último.

    Pero éstas Unidades Populares solo tienen sentido en el marco de la complicidad y la retroalimentación con el tejido asociativo, sindical, vecinal y de movimientos sociales. Son ellos quienes con sus luchas, ahora amplificadas y profundizadas, posibilitarán una vigilancia exigente sobre el cumplimiento de los compromisos adquiridos, así como darán soporte popular a las medidas de los gobiernos encabezados por éstas Unidades.

    Puyalón de Cuchas